26/11/2020

CNR Noticias

La Otra Agenda

Perotti y Quintela destacaron inversión de La Rioja en carrocerías de micros fabricadas en Metalsur-Marcopolo

Compartir

El gobernador santafesino y su par riojano, Ricardo Quintela, recorrieron las instalaciones de Metalsur-Marcopolo, en el marco de una inversión de 9,5 millones de dólares de la provincia del noroeste en suelo santafesino.

 

Los gobernadores de Santa Fe, Omar Perotti, y de La Rioja, Ricardo Quintela, destacaron la inversión de US$ 9,5 millones que la provincia del noroeste argentino realizará para la producción de 60 carrocerías de ómnibus en una planta metalmecánica con sede en la provincia litoraleña.

El Gobierno riojano invirtió mediante una empresa pública de transporte 9,5 millones de dólares para carrozar en Santa Fe 60 unidades destinadas al servicio en aquella provincia.

“Inversiones como esta permiten a las empresas retomar su esquema de producción”, dijo Perotti durante una recorrida por la planta de la empresa Metalsur-Marcopolo, una carrocera ubicada en la localidad santafesina de Villa Gobernador Gálvez.

“Quiero expresar un agradecimiento al gobernador Quintela por una decisión que ha sido muy importante para los santafesinos, porque La Rioja decide incorporar unidades nuevas y constituir una sociedad para su transporte público, asumiendo la responsabilidad de brindar un mejor servicio para su población”, continuó el mandatario santafesino.

Por su parte, Quintela dijo que “hoy podemos llevarnos una flota de 23 buses; ya llevamos 22 y nos faltan 15 más”.

“Queremos seguir invirtiendo en Santa Fe con unidades de esta característica para proveer un servicio público de pasajeros para nuestra gente”, abundó el mandatario riojano durante la recorrida por la empresa.

Además, Quintela señaló que “los santafesinos tienen que saber que La Rioja tiene una política de creación de empresas propias: tenemos 36 que prestan servicios y producen bienes para consumo interno y externo”.

Su par Perotti destacó que “esta inversión llega en un momento en que la empresa estaba parada, y el volumen de la operación permite comenzar a trabajar, retomar su esquema de producción”.

Explicó que con este contrato la planta se dedicará “plenamente en todo este tiempo a estas unidades e incorporar una mano de obra que supera los 400 colaboradores, y con proyección de seguir invirtiendo en la región y seguir generando empleo local”.

Además, puso de relieve la decisión de la firma Marcopolo de radicarse en el sur santafesino.

“Esto nos permite visibilizar la decisión estratégica de la empresa de asentarse aquí, adquirir Metalsur en su parte accionaria mayoritaria y consolidar una presencia de inversiones y la posibilidad del desarrollo de una verdadera terminal”, concluyó.